Encuentro Literario Virtual
  XXIX
 
MONÓLOGO DE MI VECINA






Buenas noches,....... buenas noches, ¿Cómo están?
Ustedes se preguntarán, ¿qué hago hoy, yo, aquí?

Tengo un problema, y necesitaba desahogar mi ira, y como pasaba cerca, vi tanta gente y entré.

Últimamente, me parece que estoy algo nerviosa, no sé lo que pensarán; lo que pasa, es que tengo una vecina mía, de un negocio, ¡Y qué vecina!

Lo primero que hace a la mañana, es volver a su casa, no es que yo piense que es medio rápida, ¡Noooo!

Es totalmente rápida para los mandados, y, encima tonta.

Díganme ustedes, ¿Cómo hago para no bofetear de un castañazo un rostro así?

Pero ni teniendo pasta de infiel de nacimiento ni de ignorancia me puedo calmar.

Va por la vereda mostrando pechos a los hombres, flojos y pequeños. Abre sus blusas escandalosas, pasadas de moda, con movimientos mediocres; que ella muestra orgullosa y altanera hasta que desprende aromas a colonia barata.

Miren, para que se den cuenta de cómo es, les cuento que el otro día una amiga suya me contó, que en el vestuario del club, no sabía desvestirse, porque se tiene que desnudar ella misma.

Saben qué entiende ella por sexo seguro, dejar de manejar y estacionarse debajo de un árbol, a oscuras.

Cuando está parada en su puerta, utiliza una postura como quien encarna un anzuelo, y luego jugueteando con las pestañas, mira incitada el cierre varonil tumultuoso, con rostro de invitación para más que un beso.

¿ Saben porqué no come banana? No le encuentra el cierre.

Es una mujer, incapaz de ocultar el vocabulario lujurioso, lo único coherente que dice, no sé, esa es su frase favorita.

Cuando quiero hacerla callar, porque no la soporto más,
le pregunto, ¿En qué estás pensando? Ahí seguro que se calla, ni siquiera sabe pensar.

¿Saben qué tiene en común con una botella? Que la botella y mi vecina, tienen aire desde el cuello para arriba.

Cuando paso por la puerta de su negocio, me doy cuenta que está usando el procesador de texto en la computadora, ¿ porqué?
Porque está poniendo líquido corrector en el monitor. Es de lo más parecida a una lámpara quemada, si, las dos iluminan igual.

Es tan tonta pero tan tonta, que el otro día le pregunté si había escuchado lo que había declarado García De La Concha,
y ¿Saben qué me contestó?

Que yo, no podía ser tan mal hablada y que ella no se dedicaba a averiguar lo que García hacía con su vida sexual,
¡Es una bestia!

¡No me digan que no!

Está bien, no tiene porqué saber que es el director de la Real Academia, pero, por lo menos tiene que saber que Concha puede ser otra cosa, no siempre es lo que está entre sus piernas.

Hablando de sus piernas, les cuento que su pierna derecha, no conoce la izquierda, nunca las usa cerradas, siempre lista para una nueva ocasión,

¡Hay, Dios!

Tiene el cerebro del tamaño de una aceituna, porque está inflamado ¡He! Si no, sería del tamaño de la semilla de girasol.

El otro día, la vi tan ocupada y angustiada, que me acerqué intrigada, para saber qué le pasaba. Me comentó que tenía un problema, entonces le dije, cuéntame, tal vez, pueda ayudar; mentira pa’ saber.

Encontró un texto tirado en la acera, y no entendía el mensaje.

Le pedí, que me lo deje leer, porque ella hacía cinco horas que lo leía.

¿Saben que decía?

Por favor, de vuelta la hoja y dígame qué opina,
y ¿Saben qué decía del otro lado?

Decía,..... lo mismo. ¡Es una tarada! No me digan que no.

¿Qué se hace con una mujer así?

¡Digan ustedes!.
¿Qué se hace?

Ayer, fue la gota que rebalsó el vaso, como se enteró que yo iba a mandar un fax, me pidió si le podía enviar uno de ella a su proveedor.

¿Saben qué hizo, la muy tonta? ........Le puso estampillas. ¡Es una tarada!

No me digan que no. ¡Dejen de embromar!

Además, se pinta la boca de un color rojo fuego, como señalando, aquí no, es más abajo, parece una cabaretera retirada.

¿Cómo dice ser madre, sin sentir vergüenza?
Ver su vientre, rugoso ¡Es un asco! ¡Es bochornoso!

Anda con una remera con el ombligo mostrando esos rollos gordos grasosos, que nadie quiere ver, porque, además, es antiestético.
Tan antiestético, que solo enciende el morbo de los camioneros solitarios, de los obreros sin dientes divorciados, hasta que el pobre esposo cornudo, entrada la noche, y luego de ignorar la realidad, saluda los rostros vecinos de la cuadra, sonriendo como si no pasara nada.

Le enseñó tan bien a su esposo que sólo viene quince minutos antes de la noche, cierran el negocio, apagan las luces y se retiran orgullosos, los dos.

A los vecinos hombres, los comprometidos, que son la mayoría, no le dejó la prueba sin hacer; mientras nadie veía, uno a uno, se los apalabró y le sirvió un plato de comida, no de manjares que son alimentos deseados por hombres, no se confundan; si no, restos de comida de nauseabundos días de juventud pasada, que desean los no hombres, los desesperados calentones.

No tiene salvación la fama, de rápida come hombres; el casamiento con el último, de punta en blanco, hizo calmarla muy pocos meses, como para mostrar a los vecinos un sueño cumplido.

Además, no tiene alma de madre....¡Nooooooo!

Su suegra, su esposo y empleada, se convirtieron en niñeras, madre y padre a la vez; con la excusa del trabajo entrega al niño a brazos ajenos.

Bueno, gracias, por dejar que me desahogue, ahora me voy rápido para casa, a ver si todavía, no se acuesta con mi marido, ¡Otro, calentón!

Sobre el vecindario no existe mujer que no desee con su mano arrastrar de una cachetada ese rostro dibujado, mientras las decentes, como yo, en realidad, envidiamos en voz baja el deseo de poder ser un poco tontas y disfrutar al sexo, tan alegre y libremente.


de Graciela Kiriadre

 

Finalista:

Proyecto Expresiones 2003

Resultados Finales

Concluida la evaluación de los trabajos finalistas en nuestros concursos anuales 2003 en las categorías de Poesía, Cuento, Teatro y Novela, estos han resultados los triunfadores

Poesía.-
 
 Primer Lugar.
Néstor Fenoglio (Argentina) por la obra Madre oscura
 
Segundo Lugar.
Alejandro Cantarella (Argentina) por la obra Aguapán
 
Tercer Lugar.
Juan Coronel Maldonado (Argentina) por Dejar algo
 
1ra Mención Especial
Salomé Urtubey (Argentina) por Donde anida el ocaso
 
2da Mención Especial.
Mario Cancel (Puerto Rico) por Mas pura que una ola
 
3ra Mención Especial
Ricardo Mastrizzo (Argentina) por Ombligo
 
 
Cuento.-
 
Primer Lugar.
Salomé Urtubey (Argentina) por la obra La tarde de la araña
 
Segundo Lugar.
Aldo Vercellino (Argentina) por la obra Cromogonia
 
Tercer Lugar.
Marie Rojas Tamayo (Cuba) por Un regalo muy especial
 
1ra Mención Especial.
Marcio Estrada (Cuba) por El pirómano
 
2da Mención Especial.
Aurelio Hernández (Cuba) por La conciencia de verlo
 
3ra Mención Especial.
Claudia Morales (Argentina) por Mil vidas contigo.
 
 
Teatro.-
Primer Lugar.
Marcelo Valenti (Argentina) por la obra El Dios de la lluvia y algunas mujeres.
 
Segundo Lugar.
Jonathan Iván Tkach (Argentina) por la obra Misterios de Campanario
 
Tercer Lugar.
Gabriel Fernández Chapo (Argentina) por La luna
 
1ra Mención Especial.
Maria Auxiliadora Ramírez (Venezuela) por El sabor de las uvas verdes
 
2da Mención Especial.
Néstor Fenoglio (Argentina) por Cinco pinos y un pinito
 
 
Novela Corta.-
 
Primer Lugar.
Marie Rojas Tamayo (Cuba) por la obra Ecos y sombras
 
Segundo Lugar.
Marcelo Valenti (Argentina) por la obra Crisantemo mordido
 
Tercer Lugar.
Sergio Petriw (Argentina) por La era de metal
 
1ra Mención Especial.
Axel Porras (Perú) por El aciago y loco día en que el gran Pajarote......
 
2da Mención Especial.
Zoraya de Guglielmo (Venezuela) El tiempo de Sabrina
 
 
 
Los otros finalistas fueron.
 
Poesía.-
 
José Luis Torres (Chile) – La caída
José Joaquín Preciado (España) – El balancín del árbol
Yolanda Rodríguez (Cuba)- Poema V
Acuarela Martínez (Venezuela)- Deslízate sobre mi
Marcio Estrada (Cuba) – El hombre y la tierra
Ninfa Duarte (Paraguay) – Poetas del mundo
Beatriz Eugenia Andrade (México) – Abrí
Daniela Piccione (Argentina) No serás mujer
Patricia Ziedman (Argentina) – Balcones
Porfirio Madani Macedo (Perú) – Extranjero
Liliana Varela (Argentina) – Curvaturas en la línea del tiempo
Malu de Lujan (Chile) – Me robaste la vida
Victoria Pereira (España) – Un pedazo de algo
Jorge Bousoño (Cuba) – Mi privilegio
Marzio Girola (Uruguay) – Yo alfa, beta y landa
 
 
Cuento.-
 
Lautaro Ramos (Chile) – Viajero infinito
Emilse Zorzut (Argentina) – Señor orejas
Jorge Ruppel (Argentina) – El desocupado
Sebastián Nobrega (Argentina) – Sillas
José Duarte (Venezuela) – La enfermedad
Javier Luque (España) – Quiero contárselo a mi madre
Maria Elena Ponce (Venezuela) – La oruga que no podía ser mariposa
Zoraya De Guglielmo (Venezuela) – Nada de otro mundo
Enrique Arias Vegas (España) – Quiero contárselo a mi madre
Belisa Barta (Inglaterra) – Veritate
Humberto Suri Rodríguez (Cuba) – Dos cargos
Camila Méndez Burgos (Colombia) – Presentimiento
Ricardo Kleine Sansón (Argentina) – El quilombo de palmares
Eduardo Protto (Uruguay) – Elisa
Analia Martínez (Argentina) – El hombre de las fotos
 
Teatro.-
 
Pedro Silva (Cuba) – La ventana
Marta Multini (Argentina) – Interceptor de sueños
Maria Elena Ponce (Venezuela) – ¿Dónde estás niña que habitas en mi?
Emilse Zorzut (Argentina) – A través de la niebla
Graciela Kiriardre (Argentina) – Monologo de mi vecina
Julio Huaranga (Perú) – La botella de whisky
 
 
Novela Corta.-
 
Carlos José Díaz (Argentina) – La piedra, el camino y el hombre
Claudio Cordero (Republica Dominicana) – El destierro




 
  Hoy habia 46 visitantes (147 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!  
 
Política de privacidad: Google, como proveedor de terceros, utiliza cookies para publicar anuncios en su sitio. El uso de la cookie DART permite a Google publicar anuncios a usuarios que visitan sus sitios y otros sitios de Internet. Los usuarios pueden inhabilitar el uso de la cookie de DART accediendo al anuncio de Google y a la política de privacidad de la red de contenido. Este sitio web fue creado de forma gratuita con PaginaWebGratis.es. ¿Quieres también tu sitio web propio?
Registrarse gratis